SITE SPONSOR
Intercruises

Palamós y Seabourn Cruise Line, una alianza sólida

Mimo a sus pasajeros, atención al detalle, excursiones personalizadas, Etc…. Todos estos adjetivos y muchos más son los que nos vienen a la mente cuando hablamos de la naviera Seabourn Cruise Line.

Reportaje perteneciente a la revista CruisesNews

En esta ocasión hemos visitado su buque Seabourn Encore, en un enclave encantador la Costa Brava, en concreto Palamós, un puerto con el que tiene una relación muy especial.

La línea de cruceros norteamericana Seabourn Cruise Line desembarcaba por primera vez en el puerto de Palamós el 2005, con el crucero Seabourn Legend. Al finalizar la temporada 2018 la compañía cumplirá 14 años consecutivos visitando el Puerto de Palamós y el destino Costa Brava con toda su flota. Seabourn siempre ha mostrado fidelidad y confianza por el puerto de Palamós, sus características y sus servicios y un entorno tan excepcional como el de la Costa Brava han cautivado a 30.000 pasajeros a lo largo de todos estos años.

Palamós ha recibido a más de 30.000 pasajeros de cruceros en 2018

En este período, las instalaciones portuarias de Palamós han recibido un total de 90 escalas de la compañía Seabourn. Además del apuntado Seabourn Legend han hecho escala los cruceros: Seabourn Quest, Seabourn Sojourn, Seabourn Pride, Seabourn Spirit, Seabourn Odissey, Seabourn Encore (el que hoy nos ocupa) y el nuevísimo Seabourn Ovation que esta temporada ha visitado Palamós coincidiendo con su ruta inaugural.


Esta temporada 2018 la naviera ha subido su apuesta por Costa Brava recalando hasta 10 veces en el Puerto de Palamós. Siete escalas del Seabourn Encore y tres escalas únicas protagonizadas por el Seabourn Odyssey, Seabourn Quest y Seabourn Ovation. Estas escalas representan un 17% del total de escalas del puerto de este 2018, unos 5.450 pasajeros.

El destino Costa Brava es un destino de turismo de lujo de fama internacional. La gran riqueza artística y cultural de la Costa Brava enamora a los cruceristas.

Costa Brava es uno de los destinos más apreciados en el turismo de lujo internacional. “Anonimato y discrección” es uno de los principales leitmotiv de la comarca del Empordá cuando hablamos de turismo de lujo. Así, empresarios, ejecutivos del sector financiero o profesionales liberales de Norteamérica, Canadá, Australia, Rusia, Francia, Reino Unido y, cada vez más, asiáticos y nórdicos son los visitantes habituales por este paraje singular que aúna pequeñas y divinas calas, entornos montañosos y un medio rural de ensueño. Golf, cultura, gastronomía e historia figuran entre sus principales intereses de estos turistas exigentes y exclusivos que visitan Costa Brava en busca de paz, tranquilidad, pero también lujo y glamour. Este mismo perfil de pasajero es el que lleva Seabourn Cruises a bordo de sus buques boutique. Por ese motivo existe una magnífica sintonía entre destino y naviera, no pudiendo faltar el Puerto de Palamós en los itinerarios por el Mediterráneo de la compañía.

Palamós puerta del destino Costa Brava
Esta temporada la naviera Seabourn Cruises ofrece varias opciones de excursiones para que sus pasajeros puedan descubrir la maravillosa Costa Brava.

Excelencia, exclusividad y anonimato son el triunvirato del turismo de lujo.

Sabores de Palamós. Taller de cocina local. La dieta mediterránea está reconocida como una de las más saludables del mundo. Sus ingredientes más importantes como pescado, aceite de oliva, hierbas y verduras serán los protagonistas de este tour para amantes de la gastronomía. Los participantes de este tour serán guiados hasta el mercado local, donde se lleva a cabo su clase de cocina. El chef preparará, y mostrará cómo preparar, varios platos tradicionales como ensalada de pulpo, fideuá, sopa de pescado y un delicioso postre inventada por los monjes agustinos. Finalmente, se degustará la creación del día para el almuerzo antes de regresar al barco. 

Girona: Un pintoresco viaje de una hora llevará a los pasajeros desde Palamos a la hermosa ciudad de Girona, conocida como la Ciudad Inmortal. Una ciudad llena de tesoros históricos, y una de las ciudades monumentales más interesantes de España. Primeramente, se detendrá en el área de El Call, uno de los barrios judíos mejor conservados de Europa, habitado continuamente durante casi siete siglos. En el corazón del Barrio Judío se encuentran los Baños Árabes con sus hermosos arcos. También tendrán ocasión de visitar el Museo Bonastruch Ca Porta en la antigua sinagoga, así como las murallas medievales de la ciudad y los restos de la Torre Gironella, destruida por Napoleón durante su retiro en 1814. 

Los cruceristas tendrán la ocasión de sumergirse en la gastronomía y arquitectura local del Empordá.

Viaje al pasado: Visite Empuries, una ciudad romana que data del año 550 aC Este nombre moderno proviene de emporion, es decir, mercado o centro comercial. Este nombre describe correctamente el propósito del sitio, ya que la ciudad estaba favorablemente situada en el delta (en ese momento) del río Fluvia y en el cruce de varias rutas comerciales. Tal lugar estratégico también ofreció protección a los buques mercantes. La ciudad se convirtió rápidamente en uno de los puertos comerciales más importantes de las costas mediterráneas de la época. Durante el recorrido, verá ejemplos de construcción de la ciudad griega y romana y sus características. Una visita a las ruinas muestra el mercado, el ágora y el área sagrada donde se encontraban los templos, incluido el principal dedicado a Júpiter. Los griegos adaptaron sus edificios al sitio y al terreno, mientras que los romanos prefirieron que la tierra acomodara sus patrones de ciudad en forma de cuadrícula. De vuelta al buque se visitará a Begur, uno de los pueblos más populares de Girona, no solo por su carácter peculiar, sino también por los importantes restos históricos que se encuentran aquí. El Castillo de Begur.

Pals y ciclismo: Excursión para amantes del ciclismo. Mediante una e-bike los participantes descubrirán, durante este recorrido, una gran diversidad de lugares pintorescos: calas ásperas en la costa, bosques, campos y pueblos medievales. Seguiendo la llamada ruta del Tren Petit, que una vez fue una vía férrea de vía estrecha. A un par de kilómetros, se detendrá una de las calas más encantadoras de la Costa Brava, Cala Castell. Este asentamiento íntegramente ibérico está completamente integrado en su entorno natural. A través de vías agrícolas llegaremos al pueblo medieval de Pals. El centro del casco antiguo está dominado por una torre romana, construida entre los siglos XI y XIII. Calles de guijarros, arcos de medio punto, fachadas con ventanas ojivales y balcones de piedra son de rigor aquí. La muralla de la ciudad cuenta con cuatro torres cuadradas del siglo IV. Tras tiempo libre en Pals los cruceristas son devueltos al buque.

Cala Castell esta considera la playa más virgen de la Costa Brava, y un símbolo de la lucha vecinal para preservación del entorno natural.

La Ruta del arroz: Visita la increíble villa medieval de Pals, que incluye un viaje en tren a través de sus arrozales locales. Se tomará el tren en el barrio viejo de Pals. El trayecto que nos lleva hacia el molino, dura unos 20 minutos, y transcurre por la zona de las granjas de Pals y por campos de cultivo típicos del Baix Empordà. El tren hace una parada en el Molí de Pals, donde se conoce la historia del edificio del que se han encontrado textos relacionados con el arroz del año 1452. Posteriormente se visitan las instalaciones donde se fabricaba electricidad a principios del s.XX; Aquí el visitante puede observar con maquinaria de muestreo cuál es el proceso de blanqueo del arroz. Se finaliza la visita con el regreso del tren por medio de los campos de arroz hasta el pueblo de Pals. Rodeados de naturaleza, animales, y pájaros del Parque Natural del Montgrí, Illes Medes y el Baix Ter.

Como podemos ver Costa Brava es un destino global que ha sabido adaptar todo su potencial a un turismo que busca un plus de exigencia y exclusividad a todos sus servicios. Según las cifras aportadas por la autoridad portuaria los siguientes tours son los más solicitados por cruceristas de Seabourn Cruise Line este 2018 en sus escalas en Palamós. Encabezando la lista se encuentra la excursión que va a las poblaciones medievales como Pals y Peratallada (tour que normalmente se combina con la visita del Castillo Gala Dalí en Púbol). En segundo lugar, encontramos la visita a la ciudad de Girona (barrio antiguo y barrio judío). En tercer lugar, los pasajeros han escogido los tours de cicloturismo que siguiendo el camino de Ronda y las vías verdes llevan a los pasajeros hasta la población de Pals. En cuarto lugar, los turistas han visitado el Yacimiento arqueológico de Empúries y la villa histórica de Begur. A cierta distancia ya encontramos las visitas a Figueres, Tamariu, Calella y Cadaqués.

Turismo de excelencia 
Seabourn Cruise Line busca la excelencia en todos los destinos y servicios que ofrece a sus clientes. La naviera de cruceros de lujo, prima la calidad frente a la cantidad, y queda claro que, tras 14 años de relación el Palamós y Costa Brava conocen las necesidades de la compañía.
La satisfacción de sus huéspedes se sitúa sobre todas las directrices. En un mercado global como el de los cruceros, donde los activos son móviles y pueden moverse de un lugar a otro del planeta, sin muchos problemas. El pasajero Seabourn sigue escogiendo Costa Brava, y esto hace que la naviera vuelva a programar año tras año este puerto en sus itinerarios.

Empúries es el único yacimiento arqueológico de la Península Ibérica donde conviven los restos de una ciudad griega Emporion con las de una ciudad romana, Emporiae.

En nuestra visita a bordo del Seabourn Encore tuvimos la ocasión de poder hablar con diferentes pasajeros de la naviera y conocer sus impresiones sobre el destino. Nos sorprendió, gratamente, que, aunque se trata de una región relativamente pequeña en extensión Costa Brava era conocida por muchos pasajeros. En una gran cantidad, sobre todo pasajeros europeos, no era la primera ocasión que visitaban la zona y aprovecharon la escala para conocer nuevas opciones a las que realizaron en su primera visita. Los que visitaban la zona por primera vez, en su mayoría parejas de mediana estadounidenses habían quedados encantados con su tour.


Incluso algunos lamentaban no poder disponer más horas (escala overnight) para tener una jornada extra para visitar otras destinaciones. Si bien casi todos los pasajeros con los que hablamos habían escogido un tour organizado, pudimos comprobar como otros pasajeros pedian consejo a la tripulación y el personal del puerto para salir a pasear por Palamos y disfrutar de la gastronomía local en un restaurante.
Este último apunte denota la calidad ya no solo del destino sino también de las infraestructuras del puerto, que permite a los cruceristas, adentrarse en la localidad de Palamós de forma fácil y accesible para el crucerista. La sensación al desembarcar del Encore es que Palamós / Costa Brava y Seabourn Cruises son un matrimonio sólido con muchas opciones de perdurar en el tiempo.

Turismo de cruceros en Costa Brava
Palamós comenzó su temporada el domingo 4 de marzo y la acabará el 9 de noviembre. En total, serán un total de 17 líneas de cruceros las que visitarán los dos puertos de la Costa Brava, de las cuales un 55% serán de lujo. Este 2018 el Puerto de Palamós prevé cerrar el ejercicio con 47.500 pasajeros y 47 escalas. Esto significa un 11% y 12% respectivamente más que en el año interior. Esta actividad generará un impacto económico directo en el territorio de 3,9 millones de euros, cifras aportadas por la Asociación Internacional de Líneas de Cruceros (CLIA). Cada pasajero que desembarca en Palamós/ Costa Brava se gasta una media de 62 euros y cada tripulante, 25, y a este importe también se debe sumar el gasto vinculado a la embarcación en concepto de servicios portuarios, que es de seis euros por pasajero.

Seabourn Encore
Seabourn Encore es una evolución de los populares barcos de la clase Odyssey de Seabourn. Sus 40,340 toneladas y 600 pasajeros lo convierten en uno de los buques más grande de la flota, en comparación con sus hermanos pequeños de 32,000 toneladas y 458 pasajeros.

Seabourn Cruise parece encontrar en Costa Brava el mejor de los destinos para sus exigentes cruceristas.

El barco debutó en diciembre de 2016 y ofrece a sus pasajeros una ratio “pasajero – tripulante” de 1 a 1. Esta inmejorable ratio garantiza la mejor y la más exclusivas de las atenciones hacía su pasaje, es decir unas vacaciones de lujo.


Todas las cabinas a bordo del  Seabourn Encore son suites con balcón privado con vista al mar. Cada suite se convierte en el remanso de paz y refugio de sus ocupantes. Las suites básicas tienen una medida de entre 23 y 28 metros cuadrados, todas ellas están equipadas con una cama tamaño Queen o dos camas gemelas, ropa de cama de algodón egipcio fino, edredón mullido, almohadas hipoalergénicas, albornoces y zapatillas. También encontramos una mesa de comedor para dos comensales, un vestidor transitable, barra de bar y nevera surtidas con las peticiones del cliente, tocador de maquillaje, amplio baño con bañera y ducha separadas, papelería personalizada. Para ayudarle en todo lo que sea necesario cada suite cuenta con un asistente personal disponible las 24 horas del día. Todos los huéspedes son recibidos a su llegada a bordo el primer día con champán helado y fruta fresca.

Cada suite cuenta con un asistente personal disponible las 24 horas del día.

El barco está estructurado para favorecer el flujo de pasajeros. De esta manera, todos los alojamientos son hacia adelante y todas las áreas públicas están en popa. Esta estrategia se refuerza con su tamaño compacto, combinado con ascensores y escaleras en proa y popa y deslumbrante escalera de caracol que se extiende desde la Cubierta 10 hasta la Cubierta 3.
Sus principales novedades en el área de restauración respecto a sus hermanos de flota menores y anteriores, son dos nuevos restaurantes Sushi y  “The Grill by Thomas Keller”.
El restaurante Sushi, fue el primer restaurante dedicado a este tipo de gastronomía japonesa. El menú incluye una selección de platillos, junto con una selección de rollos de maki, sushi, sashimi y ensaladas. Además, el restaurante presenta tres variedades de cajas Bento para el almuerzo: carne, mariscos y comida vegetariana. Actualmente Sushi está disponible a bordo de Seabourn Encore y Seabourn Ovation.
The Grill centra su carta en versiones actualizadas de platos icónicos. Los huéspedes que pongan un pie dentro de su elegante comedor serán invitados a degustar un menú atemporal basado en los productos más frescos. En su carta podremos encontrar desde frescas ensaladas, así como a una selección de platos a la parrilla, como la Langosta Thermidor con espinacas a la crema. Un programa de cócteles y una extensa carta de vinos complementan el menú.


Otro punto que merece la pena destacar del buque es The Retreat, una ultra exclusiva área VIP, de pago complementario, situada en la cubierta superior. The Retreat está compuesto por 15 cabañas privadas diseñadas como salas de estar individuales de lujo que cuentan con un gran televisor de pantalla plana HD y una nevera con una selección personalizada de bebidas.  Un máximo de 28 invitados podrá disfrutar de una bañera de hidromasaje central, una selección de frutas frescas, lociones para el sol de primera calidad, agua termal, toallas de felpa y batas de baño personalizadas, mientras que un conserje estará disponible para satisfacer las solicitudes de los huéspedes.

El Seabourn Encore ha conseguido ampliar su capacidad sin perder su servicio de lujo al pasajero.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: