SITE SPONSOR
Intercruises

El Port de Barcelona refuerza su liderazgo en cruceros con una apuesta firme por la sostenibilidad

Una apuesta firme por la sostenibilidad y el medio ambiente, la consolidación como puerto base y el alargamiento de la temporada a los 12 meses del año son los ejes estratégicos en materia de cruceros que el Port de Barcelona ha presentado hoy en el marco de la feria Seatrade Cruise Global 2017. El principal encuentro de la industria de cruceros del mundo, con 800 empresas expositoras de 93 países, tiene previsto atraer a 11.000 visitantes profesionales hasta el próximo jueves.

fotonoticia_20160919105201_640

Con 2,68 millones de cruceristas (+5,6%) y 758 escalas en 2016, el Port de Barcelona refuerza su liderazgo en el ámbito de los barcos turísticos, posicionado como el primer puerto de cruceros de Europa y el cuarto puerto base del mundo. Las previsiones para 2017 son alcanzar un número ligeramente superior de escalas y un movimiento similar de pasajeros, en función del nivel de ocupación de las naves.

El GNL, el combustible alternativo de la industria y del Port

“La apuesta decidida por la sostenibilidad y el medio ambiente es uno de los ejes estratégicos que el Port de Barcelona está impulsando a nivel general, pero también de manera muy específica en el sector de los cruceros”, ha destacado Mar Pérez. En concreto, el Port está trabajando por la adopción del gas natural licuado (GNL) como combustible de movilidad alternativo, una tendencia por la que también están apostando diversos operadores de cruceros, que están construyendo o tienen encargados un mínimo de 10 barcos que los próximos años funcionarán exclusivamente con gas.

Además, el puerto catalán ha solicitado al Ministerio de Fomento una modificación de la Ley de Puertos para poder implantar bonificaciones ambientales de hasta un 40% de la tasa del barco, con el objetivo de atraer de manera efectiva los cruceros más ‘limpios’ y eficientes energéticamente.

“Pensamos que la bonificación es un instrumento clave para incidir en la tipología de naves que visitan la ciudad. La industria crucerística está ofreciendo múltiples respuestas al reto medioambiental y, en este sentido, queremos que las naves más adelantadas visiten Barcelona o tengan nuestra ciudad como puerto base”, ha afirmado Pérez.
Cruceros durante todo el año

Por otra parte, este año las compañías mantienen su tendencia de posicionar en Barcelona sus barcos más modernos (que, por lo tanto, son también los más eficientes a nivel medioambiental). Así, de los 12 cruceros que en 2017 harán su primera escala a la capital catalana, 7 habrán sido entregados este mismo año a las navieras por parte de los astilleros de construcción. En concreto, se trata de las naves Viking Sky, Silver Muse, Majestic Princess, Aidaperla, Norwegian Joy, MSC Meraviglia y MSC Seaside.

En materia de infraestructuras, está previsto que el año 2018 esté operativa la nueva terminal E de Cruceros, que está siendo construida y será gestionada por Carnival Corporation, el primer operador de cruceros del mundo. La instalación, con 12.500 metros de superficie construida, será la terminal de mayores dimensiones de Europa y supone una inversión de 30 millones de euros.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: